Lunes, Mayo 21, 2018

Es hora de pensar en actualizar: Windows 8.1 entra en el periodo de soporte extendido

windows-8-1-1

Cada producto de Microsoft tiene un ciclo de vida, es decir, una fecha tope en la que dejará de recibir actualizaciones. Esto se cumple a rajatabla, aunque es cierto que los de Redmond han hecho alguna excepción en casos sonados como el de WannaCry y Windows XP. Salvo esas excepciones, los productos “mueren” después de pasar por dos fases, la de soporte y la de soporte extendido. En el caso de Windows 8.1, esta versión del sistema operativo acaba de entrar en la fase de soporte extendido, por lo que es hora de ir pensando en actualizar a Windows 10.

Windows 8.1 ha entrado oficialmente en el periodo de soporte extendido. Esto supone que no recibirá nuevas funciones ni características y las actualizaciones se limitarán a meras correcciones de seguridad. Estos parches de seguridad, no obstante, seguirán llegando hasta el 10 de enero de 2023, por lo que todavía tenemos por delante unos años en los que estaremos igual de protegidos que en el resto de versiones con soporte de seguridad.

Es el momento de ir pensando en actualizar a Windows 10

Microsoft ofrece información sobre los ciclos de vida de Windows Vista, Windows 7, Windows 8 y Windows 10. En el caso de Windows Vista, tanto el soporte estándar como el extendido finalizaron el pasado año, concretamente el 11 de abril de 2017. En el caso de Windows 7, el soporte estándar acabó el 13 de enero de 2015, pero seguirán lanzándose parches de seguridad hasta el 14 de enero de 2020.

menu_inicio_windows

En el caso de Windows 8.1 teníamos soporte estándar hasta el 9 de enero de 2018, ayer mismo, pero soporte extendido hasta el 10 de enero de 2023. Es decir, ni Windows 7 ni Windows 8.1 recibirán novedades, nuevas funciones ni características y los parches de Microsoft se limitarán a correcciones de seguridad. En el caso de Windows 10, el soporte estándar es hasta el 13 de octubre de 2020 y el extendido hasta el 14 de octubre de 2025.

Además de todo esto, los de Redmond nos informan de otro aspecto que puede hacernos pensar en actualizar desde Windows 7 y Windows 8.1. Concretamente, hablamos del soporte limitado en estos sistemas operativos a procesadores y chipsets fabricados por Intel, AMD, Nvidia o Qualcomm. Es posible que el sistema no funcione correctamente si el hardware no es compatible.

 

Fuente: support.microsoft | adslzone

¿Quién está en línea?

Hay 76 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

12030013
Hoy Hoy 1500
Ayer Ayer 1573
Esta semana Esta semana 1500
Este mes Este mes 47350
Total de Visitas Total de Visitas 12030013

Día con más
visitantes

04-28-2018 : 2824

Gracias por su visita